Piñera opta por eliminar la prescripción en delitos sexuales contra menores

Además, el gobierno incluyó tres agresiones más al catálogo de este tipo de ilícitos. Organismos y parlamentarios piden una rápida tramitación.

Sorpresa. Esa palabra se repitió entre quienes asistieron hoy al Salón Montt Varas de La Moneda, luego de que el Presidente Sebastián Piñera anunciara que el gobierno promoverá la imprescriptibilidad para todo tipo de delitos y crímenes sexuales en contra de menores de edad.

El anuncio del Mandatario revirtió lo expresado el miércoles por el gobierno, el que, a través del ministro de Justicia y Derechos Humanos, Hernán Larraín, señalaba que se había decidido la ampliación de la prescripción hasta los 30 años.

La decisión inicial había sido conocida por parlamentarios y representantes de la sociedad civil, quienes no ocultaron su asombro, e incluso emoción, por el giro adoptado por Piñera.

“Después de una larga y profunda reflexión, hemos decidido (…) establecer la imprescriptibilidad total de los delitos de abusos sexuales contra nuestros niños”, indicó el Presidente.
Los últimos detalles de la iniciativa legal terminaron de ser afinados entre Piñera y Larraín durante la tarde de hoy, siete horas después de que se difundiera la postura preliminar que había tomado el Ejecutivo.

De esta forma, el gobierno dará su patrocinio y pondrá suma urgencia al proyecto de ley presentado en 2010 por los senadores Jaime Quintana (PPD) y Ximena Rincón (DC), junto a los exparlamentarios Fulvio Rossi (ex PS) y Patricio Walker (DC). El documento, que fue archivado entre 2014 y 2016, pretende que ningún tipo de agresión sexual contra niños caduque con los años.

En la actualidad, el Código Penal establece que los crímenes prescriben en un plazo de 10 años, en tanto, las vulneraciones menos graves lo hacen en cinco años.

El ministro Larraín explicó que este tema se discutía hace meses con distintos actores, pero que la muerte de Ámbar, la niña de un año y siete meses que falleció en Los Andes tras sufrir una agresión sexual, aceleró la decisión del Ejecutivo. El secretario de Estado también indicó que esta iniciativa siempre estuvo presente en el gobierno, ya que “los abusos sexuales graves en contra de menores no podían quedar impunes”.

Junto con patrocinar la imprescriptibilidad, el Ejecutivo presentará una indicación sustitutiva a la moción de los parlamentarios, la cual contempla aumentar el catálogo de delitos sexuales contra menores. Hoy, el Código Penal contempla 13 hechos de este tipo. El documento que presentará el gobierno incluye otros tres: secuestro con violación, violación con homicidio y comercialización y almacenamiento de material pornográfico infantil. De esta manera, el gobierno pretende que sean 16 los ilícitos que no posean límite de tiempo para ser investigados.

James Hamilton, víctima del sacerdote Fernando Karadima y uno de los principales promotores de la imprescriptibilidad en estos casos, valoró que su petición realizada el miércoles desde el Vaticano se cumpliera. Desde Roma, había apelado a la “sabiduría” de Piñera para inclinarse a favor de esta postura.

Hamilton, quien estuvo entre los invitados hoy a la ceremonia en La Moneda, indicó que “no se van a arrepentir, esto va a traer paz social, va a traer no rocas, montañas por donde nos vamos a ir afirmando, creciendo y cuidando de nuestra infancia”.

Vinka Jackson, psicóloga impulsora de esta iniciativa y quien también asistió al Palacio de Gobierno, manifestó que pese a restar aún la discusión en el Congreso, “la propuesta tiene un efecto reparador enorme, una resonancia súper reparadora para las víctimas”.

En este sentido, para la diputada Érika Olivera (ind-RN), quien reveló haber sido abusada durante su infancia, lo expresado por el Presidente “fue una sorpresa muy bonita”. “Hoy las personas que han sido víctimas y que llevan muchos años desde los hechos, al escuchar esta noticia deben sentir que hemos pasado la primera meta. Queda la discusión en el Congreso, pero creo que es un tema en que la mayoría estará de acuerdo”, dijo.

El senador Jaime Quintana (PPD) destacó que el Ejecutivo optara por patrocinar el proyecto presentado en 2010 y lo calificó como “un paso importante”. “Nos hubiera gustado haber avanzado tan rápido en los gobiernos anteriores. No obstante, había una división de la doctrina. Muchos penalistas que estaban en contra”, aseguró.

La senadora Carolina Goic (DC) aseveró que desde su partido “vamos a apoyar cada una de las medidas que aquí se han pronunciado”, en tanto, agradeció al Mandatario “por escuchar a las víctimas y dar una señal muy potente de que aquí efectivamente los niños están primero”.

Según el senador Andrés Allamand (RN), se trata de “una decisión muy acertada del Presidente”, al considerar la existencia de “razones muy justificadas para que hoy día se establezca la imprescriptibilidad de los delitos sexuales que afectan a menores. Estos son temas transversales, pero creo que va a haber una sólida mayoría para apoyar la iniciativa”.

Autor entrada: diego

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *